Modelo fototipo VILlega el verano y muchos se lanzan bajo el sol para conseguir un bronceado rápido y bonito, pero lejos de conseguirlo, solo acaban con quemaduras y un antiestético tono rojo en la piel. En Luad te vamos a hablar sobre tu piel para que sepas qué fototipo eres, de cómo protegerla del sol y qué crema de protección vas a necesitar.

¿Un bronceado seguro es posible?

Por supuesto, conseguir un bonito bronceado que lucir este verano es posible, pero tienes que tener cuidado y proteger y cuidar tu piel. Aunque el sol es la fuente más común a través de la que conseguimos dar un tono más oscuro a nuestro rostro y cuerpo, también tienes más opciones, por ejemplo las cabinas de Rayos UVA. En la Clínica Luad, contamos con cabinas de última generación y de gran seguridad para que puedas obtener un tono dorado, de manera segura y eficaz.

 

En ocasiones anteriores, ya te hemos hablado sobre este tratamiento de Rayos UVA. Se trata de unas cabinas que a través de luz Ultravioleta, activan la melanina de la piel y se consigue finalmente broncearla. Eso sí, también debes tomar precauciones, a la hora de exponerte a estas cabinas y hacer caso siempre de los consejos de uso y recomendaciones de nuestros expertos.

Más sobre Rayos UVA

Pero si eres de los que prefiere acudir a la playa o la piscina para aprovechar el calor del sol y el relax de estos lugares, muy atento a las siguientes precauciones y protege tu piel del sol

El fototipo de la piel y su importancia

Modelo fototipo I

Cada piel, es diferente y va a tener una tolerancia mayor o menor al sol. Los expertos, dividen los tipos de piel en seis fototipos, cada uno de los cuales se asocia a un color de piel, ojos y cabello que determinan la predisposición a las quemaduras y a la posibilidad de conseguir broncear la piel.

Fototipo I: Si tienes piel clara, bello pelirrojo y ojos claros, lo sentimos, tienes que poner extremas medidas para cuidar esa piel tan delicada. Es decir, Si entras en esta categoría de nfototipo 1, tienes altas probabilidades a las quemaduras, y muy pocas posibilidades, casi nulas de conseguir broncearte. Eso sí, con la adecuada protección, puedes mantener tu piel protegida, hidratada y al final del verano, haber conseguido cierto color en rostro y cuerpo.

Fototipo II: En este caso hablamos de personas con piel, cabello y ojos claros, no es el caso más extremo, pero necesitarás alta protección para evitar quemaduras. Eso sí, con constancia, puedes llegar a conseguir un tono bonito en la piel. Siempre tomando precauciones.

El Fototipo III: Es un caso intermedio, son aquellas personas que tienen la piel clara pero son de ojos y cabello castaño. Tienen una tendencia intermedia a las quemaduras pero se puede controlar con protección solar adecuada y conseguirán un bronceado  progresivo.

Fototipo IV: Piel, cabello y ojos oscuros, con una mínima tendencia a las quemaduras, y su piel es capaz de conseguir un bronceado moderado.

Fototipo V: Similar al 4, pero su color natural es algo más intenso y rara vez su piel se quema mientras que les es muy sencillo conseguir un bronceado

Fototipo VI: El último tipo, son aquellas personas con la piel Negra, muy morena y con cabello y  ojos de la misma tonalidad oscura. Su piel tiene gran tolerancia al sol por lo que es casi imposible que sufran quemaduras y su aptitud al bronceado es muy intensa. Ahora bien, eso no significa que no se necesite protección.

Por supuesto, cada persona, va a tener una piel muy diferente y no todo se reduce a seis fototipos, pero es importante conocer tu tolerancia al sol y la predisposición de tu cuerpo a las quemaduras. Además, el hecho de ser un fototipo de piel  V o VI, no implica que no te tengas que cuidar y proteger, asegúrate de que también tienes en cuenta los siguientes aspectos:

  • La hora y duración con la que te expones al sol
  • El lugar: Playa, montaña, piscina…
  • La hidratación por dentro y por fuera
  • La crema de protección solar adecuada.

Qué crema solar necesito

Crema solarYa hemos hablado de los tipos de pieles y las precauciones a la hora de exponerse al sol, pero en Luad, nos preocupamos por la salud de tu piel y este verano queremos que disfrutes de una piel sana con un color bonito y sin quemaduras. Por ello, a continuación, te hablamos sobre el factor de protección y cuál es el spf que más se adecua a tu fototipo o las condiciones de la exposición.

Como es lógico, fototipos como I, II y II, van a necesitar una protección mucho más alta cuanto más sensible sea su piel, de spf entre 30 y 50 y conforme avanzamos entre los niveles de los fototipos, podremos optar por cremas de más baja protección, pero esto no es lo único a tener en cuenta.

Más allá del fototipo, piensa en qué lugar vas a tomar el sol. En la montaña, la exposición es mucho más intensa que en una piscina por ejemplo, por ello, necesitas un spf 40 o superior incluso si tu piel es oscura o tienes un fototipo muy alto. Las pieles más claras pueden necesitar protegerse con ropa además de utilizar el máximo spf.

Ten en cuenta también que la crema solar se adecue a tus necesidades es decir, ¿vas a realizar deporte, te vas a bañar…?. Asegúrate que no solo es del factor spf adecuado, sino que soporta el sudor y el agua sin perder capacidad de protección.

Por último, asegúrate que sea fotoestable. Esto significa que tu crema de protección solar, debe mantener su capacidad de repeler los rayos solares malignos durante un largo periodo de tiempo. Normalmente, la exposición al sol es mayor a dos horas, por lo que tu piel necesita estar protegida durante todo este tipo, lo cual solo consigue una crema fotoestable.

Eso sí, si quieres proteger tu piel de verdad y conseguir un bonito bronceado, deberás repetir la aplicación con mucha frecuencia.

Al contrario de los que muchos piensas, el uso de la crema solar no dificulta el bronceado, sino que lo que consigue es ayudar a que la piel tenga un tono más uniforme y de manera más segura además de evitar a toda costa las quemaduras.

Este verano, ya no hay escusas, ponte moreno con seguridad, ya sea en Cabinas de rayos UVA de Luad, o bajo el sol. Pero siempre con la máxima precaución y con la crema solar que tu piel necesita. Si tienes dudas no esperes más y contacta con nosotros.